“Naming” o proceso creativo para crear una marca

¿Qué vas a encontrar en este post?

“Naming” o proceso creativo para crear una marca

Probablemente estás en la fase de tu proyecto empresarial en donde estés pensando en lanzar una línea de producto y quieres denominarla de alguna manera que llame la atención, y que atraiga a la gente, o simplemente estás pensando en el nombre comercial para tu empresa.

Pues bien, ese proceso para encontrar un nombre adecuado a un producto o empresa no es tarea fácil puesto que ante la saturación actual en el mercado de marcas y empresas cada vez resulta más difícil encontrar un nombre que encaje con lo que nosotros queremos y que no se esté utilizando todavía en el mercado por otra empresa.

Actualmente y cada vez más, ante la dificultad de encontrar el nombre “ideal” para un marca o producto, las empresas recurren a agencias de publicidad o expertos en “Naming”

¿Y qué es esto del “Naming”? ¿Otra palabra más que hay que aprender en idioma anglosajón?

Pues “Naming” es un proceso creativo que se realiza con la finalidad última de encontrar el nombre ideal  que encaje a la perfección con nuestra línea de productos que queremos lanzar, nuestro nombre de empresa…En definitiva encontrar el nombre de marca que encaje como un “guante” con nuestro producto.

Actualmente el “naming” está cobrando cada vez más relevancia entre las empresas ya que cada vez resulta más difícil diferenciarse del resto y ante productos que pueden parecer iguales a simple vista, puede ser que un nombre adecuado u original, llame la atención al consumidor  y haga que éste se decante finalmente por el producto con el nombre más original o llamativo.

Conseguir este nombre ideal no es nada sencillo ya que detrás de este proceso creativo, se encuentran muchas horas de dedicación y de sesiones de grupo para tratar de conseguir un nombre que consiga transmitir los valores de nuestra empresa o producto, que sea un nombre original y que consiga atraer nuestra atención sobre el resto de nombres de productos similares.

Os vamos a desvelar alguna de estas fases que se utilizan en el proceso de “naming” para tratar de conseguir tan ansiado nombre de marca:

  • Tener claros cuáles son los valores y los atributos del producto que queremos lanzar.
  • ¿a qué segmento del mercado queremos dirigirnos?
  • Realizar sesiones de grupo para generar posibles ideas del nombre a elegir sin desechar ninguna de las que se han generad a priori.
  • Escoger un nombre que pueda tener proyección internacional.
  • Tratar de consensuar con la empresa los  nombres que más puntuación tengan.
  • Una vez que se ha logrado obtener dicho nombre, es fundamental registrarlo para protegerlo ante cualquier posible plagio de terceras personas.
  • Difundir dicho nombre cuanto sea posible para que la gente empiece a familiarizarse con dicho nombre.

Desde Conexia Studio os deseamos buena suerte si estáis inmersos en un proceso de dichas características, y no olvidar que estamos a vuestra disposición ante cualquier tema o consulta que os pueda surgir a la hora de registrar vuestra marca comercial.

SI TE HA GUSTADO ESTE POST, COMPÁRTELO!

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en email